Palabras de Obiang Instigan Violaciones de Derechos Humanos

Palabras de Obiang Instigan Violaciones de Derechos Humanos

EG Justice 7 de Diciembre, 2015
Versión para impresoraVersión para impresoraEmailEmail

Los recientes comentarios expresados por el presidente Obiang en Guinea Ecuatorial, en los cuales sugirió que a los delincuentes se les deberían cortar los tendones, es una clara muestra de su desprecio por los derechos humanos, y evidencia una situación distinta a la que se presenta a organismos internacionales.

EG Justice repudia los comentarios formulados por el presidente Teodoro Obiang Nguema Mbasogo durante el III Congreso Extraordinario del Partido Democrático de Guinea Ecuatorial (PDGE), celebrado del 8 al 12 de noviembre de 2015.

En su discurso de apertura, transmitido por televisión, el presidente Obiang señaló que no aboliría la pena de muerte, a pesar de la presión internacional y los compromisos asumidos en este sentido. Tras algunos comentarios retóricos acerca de por qué alguien que haya matado a otra persona no merece vivir, Obiang manifestó que daría instrucciones a su gobierno para que someta el tema a referéndum popular. Posteriormente en este mismo discurso, el presidente sugirió que los delincuentes (ladrones) fuesen castigados severamente. Sugirió que “hay que cortarle el tendón... para que cuando les veamos en la calle, que vayan cojeando, para saber que éste es un ladrón”. (video)
 

 
“Este tipo de comentarios aberrantes por parte de un Jefe de Estado muestra una indiferencia absoluta por los derechos humanos. En el contexto específico de Guinea Ecuatorial, estas declaraciones equivalen a instrucciones expresas del Presidente a las fuerzas de seguridad, instándolas a que apliquen la ley a su juicio y violen los derechos humanos. El Presidente está incitando la violencia, expresando su aprobación a violaciones de derechos humanos y fomentando el desapego al estado de derecho”, señaló Tutu Alicante, Director Ejecutivo de EG Justice.
 
Las palabras del Presidente Obiang —que desde entonces han sido repetidas por otros altos funcionarios gubernamentales— representan una afrenta a los ciudadanos de Guinea Ecuatorial y a la comunidad internacional. Niegan de manera flagrante los compromisos asumidos con organismos regionales e internacionales, como los hechos ante la Comunidade de Países de Língua Oficial Portuguesa (CPLP), que en junio de 2014 aceptó a Guinea Ecuatorial como miembro pleno de la organización, a pesar del lamentable desempeño del país en materia de derechos humanos.
 
En los próximos meses, los comentarios del presidente Obiang inevitablemente agravarán la situación ya precaria de los derechos humanos en el país. Ya se han intensificado los incidentes de arrestos y detenciones arbitrarias, sin formular cargos, y de abusos físicos, que sin duda continuarán en aumento. 
 
El 23 de octubre, el gobernador de la provincia Litoral, Amado Nguema Owono, dispuso el encarcelamiento ilegal de Norberto Esono Ntutumu, miembro del partido Convergencia para la Democracia Social (CPDS), tras una disputa conyugal entre Esono y su esposa. Esono fue detenido durante seis semanas en la Gendarmería de Ncoantoma, en Bata, sin haber sido acusado formalmente.
 
Otro miembro del CPDS, Pelayo Mitogo Ebona, fue detenido, esposado y golpeado por policías en la ciudad de Niefang el 20 de noviembre, bajo las supuestas órdenes del comandante militar local Reginaldo Edjang Nkisogo, quien anteriormente ese día había amenazado con detenerlo, presuntamente en conexión con un partido de fútbol en el cual Mitogo había actuado como árbitro un año antes.
 
Luego, el 21 de noviembre, las hermanas Urí y Alisol Buiyaban, de 16 y 19 años respectivamente, fueron detenidas y golpeadas violentamente por soldados en el cuartel militar de Rebola. El motivo habría sido que no se detuvieron en el momento en que se estaba izando la bandera nacional, un acto que los soldados consideraron que justificaba la golpiza, la cual dejó lesiones en los glúteos de las jóvenes. 
 
“Estos incidentes no presagian un futuro bueno para los derechos humanos en Guinea Ecuatorial, sobre todo en el período previo a las elecciones presidenciales de 2016. Muestran el desprecio generalizado por el estado de derecho, y el nivel de impunidad por las violaciones sistemáticas de derechos humanos que caracterizan al régimen de Obiang”, observó Tutu Alicante.
 
EG Justice pide a la comunidad internacional —en particular a la Comisión Africana de Derechos Humanos y de los Pueblos— que exhorte al gobierno de Guinea Ecuatorial a respetar los derechos humanos de sus ciudadanos y a realizar acciones concretas para asegurar el estado de derecho. Asimismo, EG Justice insta a la CPLP a tomar medidas para cerciorarse de que el gobierno de Guinea Ecuatorial cumpla plenamente con los principios de derechos humanos consagrados en los estatutos de la CPLP y disponga la abolición de la pena de muerte.
____________________________________________                 
Contacto para obtener más información:
En Tampa, para EG Justice, Tutu Alicante (inglés, español): +1-615-479-0207 (celular); tutu@egjustice.org; Twitter @TutuAlicante @EGJustice

EG JUSTICE - es una organización registrada de acuerdo al codigo 501(c)(3).
P.O. Box 57297 Washington, DC 20037 1 (202) 643 4345  Derechos de Autor © 2010 EG Justice, todos los derechos reservados.